Programa de la Conferencia

Descargá el programa final de la Conferencia (última actualización: 02/09/2015) haciendo click en la siguiente imagen :

[Ir arriba]

Charlas invitadas

  • ¿Para qué axiomatizar?
    Mario A. Bunge

    Esta charla consta de las partes siguientes:
    1. Deficiencias de las axiomáticas puramente formales e inútiles para dirimir controversias científicas de actualidad, como es el caso de la escuela estructuralista de Suppes, Sneed, Stegmüller, Moulines y sus partidarios.
    2. Presentación de la axiomática dual, que completa el formalismo matemático con hipótesis semánticas, que dicen algo sobre el significado de los predicados primitivos.
    3. Utilidad de la axiomática dual para analizar y evaluar opiniones como "un cuerpo es una región del espacio", "la Termodinámica no trata de cosas materiales sino de estados en sí mismos", "las cosas adquieren sus propiedades a medida que se las mide", y "la mente es una máquina de Turing."
    4. Presentación de un modelo axiomático de la solidaridad y una moraleja política del mismo.
    5. Rol de ciertas tesis filosóficas a la hora de emprender la axiomatización de una teoría científica.
    6. Lista de las virtudes de la axiomatización dual, y énfasis en la tarea de detectar y analizar los supuestos dudosos o falsos de las formulaciones intuitivas.

  • Verdad y Relevancia
    Gustavo E. Romero

    Hay varios tipos de verdades. En esta charla me centraré en las verdades semánticas, y dentro de estas en las fácticas. Estas verdades se atribuyen a enunciados. Repasaré la teoría de la verdad de Bunge y discutiré algunos problemas que la misma presenta. Sugeriré que una teoría de la verdad de los enunciados fácticos debe ser complementada con una teoría de la relevancia, y propondré los postulados básicos de la misma. Finalmente, discutiré el problema de la verdad en las teorías científicas a la luz de las consideraciones semánticas presentadas.

  • ¿Qué significa existir en Matemáticas?
    Pablo M. Jacovkis

    Se analizarán las diferencias y las similitudes que hay entre la existencia matemática y la existencia fáctica: ciertamente, no significamos lo mismo cuando decimos que existe la ciudad de La Plata o el Presidente de Francia que cuando decimos que existe una solución a una ecuación, una característica precisada en el enunciado de un teorema, o el número 4. En matemática, si uno construye una teoría (y tiene la suerte de que esa teoría sea consistente, lo cual muchas veces no es tan fácil de deducir a priori), los teoremas ¿"están" allí, todos, se puedan o no demostrar por medio de la teoría? En ese caso lo que puede hacer el matemático es descubrirlos, no inventarlos. Lo que sí puede inventar el matemático es la demostración. Por otra parte, la noción de existencia matemática ¿diferencia una demostración "constructiva" de una que no lo es? No olvidemos que los teoremas de existencia y unicidad, aunque se demuestren de forma no constructiva (por el absurdo, por ejemplo) son "constructivos", en el sentido de que, si por un método numérico, un matemático aplicado prueba que se va aproximando a una solución, esa solución es la buscada, porque es única, lo cual se sabe gracias a que un teorema lo demostró en forma no constructiva. En particular, ¿cuánto "existe" una solución encontrada (por ejemplo, teorema de Glimm) mediante un método probabilístico que prueba la existencia con probabilidad uno? Y un resultado encontrado por computadora ¿"existe" más o menos que uno encontrado mediante métodos tradicionales? ¿Cuál es el "puente" entre la existencia matemática y la existencia fáctica? ¿La utilidad de la matemática como herramienta?

  • El Dualismo a la Luz de la Evidencia en Clínica Psiquiátrica
    Diego Sarasola

    Durante siglos, las denominadas ciencias del comportamiento y las neurociencias fueron vistas desde una perspectiva dualista (perspectiva que aún persiste en ciertos grupos de pensamiento y disciplinas). Se analizarán los errores inherentes a este enfoque, basándose en evidencias a partir de casos clínicos psiquiátricos, desde los síntomas a las distintas herramientas terapéuticas.

  • Neurociencia social y filosofía: El fin de viejas dicotomías y el inicio de nuevos desafíos
    Agustin Ibanez

    Las neurociencias cognitivas tempranas (1960-1980) se han caracterizado, más allá de sus intentos pluralistas, por sostener viejas escisiones, dicotomías y reduccionismos largamente abordados por la filosofía de la mente. Entre ellos se destacan dicotomías y reduccionismos explicativos, tales como el reduccionismo neurofisiológico vs el trascendentalismo (psicológico o social), la explicación genética vs ambiental, las explicaciones causales lineales y de un nivel de descripción aislado del resto, y una estética explicativa predominantemente en racionalista y abstracta. La nueva neurociencia social multinivel, surgida en la década de los ‘90 y actualmente floreciente, presenta un enfoque de pluralismo explicativo, aborda las dimensiones afectiva y cultural, y parece superar viejas dicotomías y reduccionismos. En esta charla discutiré el derrotero de dichas explicaciones desde la neurociencia cognitiva inicial hacia la neurociencia social contemporánea, y trataré de argumentar que muchas de las viejas dificultades metateóricas pueden considerarse hoy pseudoproblemas. Trataré de anticipar nuevas dificultades metateóricas, conceptuales, metodológicas y estéticas mediante la discusión de diferentes tópicos de investigación. Entre ellos se destaca (a) el rol de la neurociencia social en la definición de la cognición moral y el libre albedrio; (b) la comprensión de la mente enferma (psiquiátrica o neurológica) desde la perspectiva psicológica versus biológica; y (c) las tensiones metodológicas del marco experimental en relación a la dimensión ecológica y situada de la cognición de la vida cotidiana. En los tres puntos surgen nuevos desafíos al momento de discutir el ropaje de los conceptos utilizados, los límites de la co-construcción multinivel de las teorías, y los desafíos “traslacionales” de las nuevas neurociencias. Argumentaré que la capacidad de sintetizar y problematizar dichos desafíos es crítica para determinar el impacto de la neurociencia social.

  • Realismo científico y el problema de la verdad
    Nélida Gentile

    La noción de verdad juega un rol central en el debate entre realistas y antirrealistas científicos y ésta parece ser una convicción compartida por la mayoría de los autores. Así lo ilustran las palabras de Musgrave, por ejemplo, cuando afirma que el problema del realismo-antirrealismo se centra, precisamente, sobre la cuestión de la verdad. Sin embargo, en oposición a este punto de vista, María José Frápolli sostiene la neutralidad e independencia de la verdad respecto de las controversias entre realistas y antirrealistas. La presente discusión tiene por objetivo elucidar el significado preciso de la afirmación de que la verdad es neutral e independiente del debate realismo- antirrealismo. En el marco de esta tarea, se defiende la idea de que, de manera inadvertida, Frápolli parece haber sido llevada hacia el cauce de una contradicción pragmática: al pretender decir qué es la verdad, la autora está implícitamente utilizando una noción correspondentista de la verdad. Y es precisamente esta noción la que subyace a los debates entre realistas y antirrealistas, al menos entre realistas y antirrealistas científicos.

  • El antipositivismo militante de Mario Bunge
    Rodolfo Gaeta

    Bunge es un filósofo muy conocido cuya filosofía permanece, no obstante, erroneamente juzgada por muchos opinantes iberoamericanos ligados a la filosofía y las ciencias sociales. Las causas de esta situación residen en la confluencia de distintas circunstancias que se resumen en la “acusación” de que Bunge es positivista. Los que así se expresan abrevan en la ignorancia fatal, o deliberada, tanto de (a) las características del positivismo como de (b) los escritos de Bunge, cuyas páginas reflejan de manera muchas veces reiterada sus irreconciliables críticas a las más características propuestas de quienes fueron auténticos representantes del positivismo. Recientemente, un filósofo peruano, Flores Quelopana, por ejemplo, ha mencionado que algunos comentaristas niegan que Bunge sea positivista y toma nota de que Bunge ha rechazado enfáticamente su adscripción al positivismo. Pero Quelopana insiste en adjudicarle esa posición, que le parece obviamente censurable. Se vale para ello de una serie de redefiniciones personales, y bastante arbitrarias, de lo que considera variantes del positivismo y así fuerza las cosas con el propósito de que las ideas de Bunge encajen en alguna parte de su clasificación.

    En el presente trabajo se señalan brevemente la inconsistencia del intento de Quelopana, se esbozan algunos de los criterios que permitirían caracterizar las manifestaciones históricas del positivismo en sus encarnaciones de los siglos XIX y XX y se destacan los componentes antipositivistas del realismo científico proclamado consecuentemente por Bunge desde sus comienzos hasta el presente.

  • Filosofía de la Tecnología
    Diego Lawler
  • Filosofía de la Biología: La parasitología como ejemplo de reflexión epistemológica
    Guillermo Denegri

    La Biología como disciplina científica ofrece un amplio abanico de problemas filosóficos, ontológicos, gnoseológicos, semánticos, epistemológicos y metodológicos. En el siglo XX se han abordado diferentes temáticas en torno a los problemas mencionados en especial tomando como eje discursivo y reflexivo a la Biología Evolutiva (teoría darwiniana y teoría sintética de la evolución) y a la Taxonomia en sus diversas variantes. En menor medida los análisis han apuntado a la Ecología y la Genética y casi imperceptiblemente (desde un análisis cuantitativo de la literatura publicada) se le ha prestado poquísima atención a la Biología Celular, en especial a la teoría celular. Esporádicamente otras disciplinas biológicas ha recibido la atención de epistemólogos y científicos como ejes estructuradores para la reflexión filosófica y en general podría trazarse una tendencia donde el análisis ha estado dirigido por las distintas escuelas de moda surgidas en la Filosofía de la Ciencia (leáse: inductivismo, positivismo, refutacionismo, estructuralismo, relativismo, etc). Esto ha condicionado de manera sesgada el análisis de las distintas disciplinas biológicas que no han contribuido a propuestas y reflexiones creativas que pudieran mejorar teórica y metodológicamente la disciplinas en cuestión. En este trabajo se analiza a la parasitología como disciplina biológica con su rica información teórica y experimental y se la toma como ejemplo de reflexión epistemológica con el objetivo de ofrecer a los parasitólogos de campo y de laboratorio un marco teórico-metodológico que les permita predecir y explicar el fenómeno del parasitismo como asociación biológica y la parasitosis como enfermedad desequilibradora del sistema. Esto tiene importancia fundamental al momento de conceptualizar la dupla salud-enfermedad que en el caso de la parasitología lleva a situaciones de resolución práctica cuando debe definirse y establecerse la sutil pero decisiva diferencia entre parasitismo y parasitosis. Además se analizarán varios conceptos que en la disciplina han sido aplicados en el tiempo de manera acrítica y en muchos casos han conducido a errores y confusiones en la comunidad parasitológica.

  • Filosofía de la Mecánica Cuántica
    María Esther Burgos

    La mecánica cuántica ortodoxa tiene un trasfondo positivista. Autores que rechazan esta filosofía y se adhieren a distintas formas de realismo han hecho contribuciones importantes que serán brevemente referidas. Entre ellos se destacan las de Albert Einstein, John Bell y Mario Bunge. Además, la mecánica cuántica ortodoxa presenta dos problemas que han pasado prácticamente inadvertidos y que, en nuestra opinión, no carecen de importancia: (i) su esquema ideal de la medición es incompatible con las leyes de conservación; y (ii) para que la teoría resulte “buena para todos los fines prácticos” es necesario aplicar sus postulados referidos a la medición a procesos espontáneos, donde nada se mide u observa. Lo cual es, obviamente, una contradicción.

    Hace algunos años propusimos una formulación de la mecánica cuántica anclada en el realismo y que toma en cuenta estos problemas. Dicha formulación, denominada “de las proyecciones espontáneas,” permite recuperar los postulados de la mecánica cuántica ortodoxa referidos a la medición. Por lo tanto, en general sus predicciones experimentales coinciden con las de la formulación ortodoxa. No obstante, hay situaciones en las cuales las predicciones experimentales de ambas versiones difieren, lo cual permitiría contrastarlas.

  • Filosofía de las Ciencias de la Conducta
    Gerardo Primero

    Se analizarán algunas cuestiones ontológicas y epistemológicas de las ciencias del comportamiento, y algunas cuestiones metafilosóficas sobre las relaciones entre la filosofía y las ciencias del comportamiento.

  • Metateoría Estructuralista
    Pablo Lorenzano

    En esta charla, luego de revisar la crítica que realiza Mario Bunge a la concepción semántica de las teorías, en particular en la versión de Patrick Suppes, trataré de mostrar: 1) que gran parte de esa crítica no se aplica a otro de los enfoques semánticos, a saber: el de la concepción estructuralista de las teorías (desarrollada, entre otros sitios, en Balzer, Moulines & Sneed 1987), y, más aún, 2) la afinidad que hay entre dicha concepción y algunos de los planteos que el propio Bunge hace acerca de las teorías empíricas.

  • Pobrezas estructurales, marginalidad y desigualdades persistentes. ¿Sesgo empirista, recreación postmoderna o construcción política de los datos? El desafío para el campo científico.
    Agustín Salvia

    La superación de los problemas estructurales de pobreza, marginalidad y desigualdad continúa siendo objeto de debate político-académico tanto en la Argentina como en el resto de América Latina. La vigencia de tales problemas -que a falta de una más precisa conceptualización seguiremos llamando “subdesarrollo”- parece no sólo no ceder terreno de manera significativa sino que muestran raíces estructurales. El accionar de distintos regímenes político-ideológicos no ha acertado en generar dinámicas económicas, mercados de trabajos ni instituciones necesarias y suficientes para constituirse en mecanismos de efectiva inclusión social con equidad. Bajo el supuesto aceptable de que esta impotencia no se explica por la ausencia o imposibilidad de acceder a recursos tecnológicos, económicos o humanos necesarios para tal fin, es tiempo de interrogar “desde y hacia” las ciencias sociales –y no “desde o hacia” la filosofía social o el discurso ideológico- cuáles son los factores intervinientes en la reproducción del fracaso. Esta ponencia, discutirá estos temas abordando uno de los factores que a juicio de este autor ha servido a generar dicho resultado: la ambigüedad y/o falta de precisión teórica que presenta el concepto/objeto “inclusión social con equidad” (así como sus manifestaciones: “pobreza”, “marginalidad”, “exclusión”, “desigualdad”). ¿Expresa un fenómeno dinámico o un estado de lo social?, ¿se trata de un objeto definido a escala nominal, ordinal o cardinal?, ¿su significado comprende sólo sus consecuencias o por condiciones socio-históricas que hacen posible-necesario su existencia? Detrás de estas preguntas se sugieren algunas respuestas, pero más allá de ello, el principal objetivo de esta presentación es plantear que uno de los factores de reproducción/legitimación del “subdesarrollo” es la ambigüedad teórica y/o confusión con el que se define al objeto; sea desde el sesgo empirista, el discurso pos moderno o la interesada construcción política del dato.

  • Las teorías de justicia distributiva a la luz de la evidencia científica
    Martín Daguerre

    En la segunda mitad del siglo pasado se desarrolló un muy sutil debate en torno a la justicia distributiva. Al hasta entonces hegemónico utilitarismo, concentrado en nociones como la de felicidad o bienestar, se le sumaron diversas defensas deontológicas de la igualdad, en términos de libertades, oportunidades, recursos, etc. Se dio, entonces, una contraposición entre maximizadores de utilidad y defensores de ciertos derechos.

    A pesar de este choque, ambas líneas suponían sujetos autónomos y racionales. La diferencia radicaba en qué es lo que considerarían justo sujetos con estas características. Pero la idea misma de sujetos autónomos y racionales llevó a buscar en el terreno estrictamente normativo la solución a los problemas de justicia, sin tener en cuenta aspectos más intrincados de la psicología humana.

    Sin embargo, y sobre todo en las dos últimas décadas, se han desarrollado valiosas investigaciones en el terreno de la psicología, la antropología, la primatología, la economía, la biología y los estudios neurocientíficos, que permiten realizar un abordaje más sólido de nociones como la de felicidad/bienestar y autonomía.

  • La ética y sus constricciones biológicas. De cómo nuestros sesgos afectan el juicio y el razonamiento moral.
    Natalia Zavadivker

    En esta ponencia se explorarán, desde el enfoque de la Psicología Evolucionista, algunos sesgos psicológicos propios de nuestra especie, tales como filtros perceptuales y cognitivos, falacias argumentativas, y razonamientos que afectan nuestras decisiones prácticas. Dichos sesgos implican distorsiones cognitivas asociadas a la entrada y procesamiento de la información, debidas al rol activo y emocionalmente cargado que ejercen nuestras estructuras cognitivas en la selección y discriminación de ciertos estímulos (y filtración de otros) en función de necesidades, intereses y motivaciones indirectamente asociados a problemas adaptativos de vieja data.

    Se analizarán en particular diversos tipos de sesgos asociados a nuestros juicios, evaluaciones y razonamientos morales, detectados mediante experimentos conductuales y basados en neuroimágenes. Estos darían cuenta de la posible presencia de capacidades dominio-específicas, o al menos de estructuras cerebrales con cierta base innata, que nos predispondrían emocionalmente a aprobar o desaprobar ciertas acciones de manera espontánea, o a formular ciertos tipos de razonamiento moral. Se discutirá en qué medida estas predisposiciones asociadas a intereses adaptativos (en particular a la necesidad de resolver desafíos provenientes del contexto social) pueden entrar en conflicto con otra tendencia no menos humana y crucial para fundar la Ética sobre bases racionales: la capacidad de juicio y razonamiento imparcial.

  • Las nuevas familias. Aspectos filosóficos y científicos.
    Georgina Binstock

    La presentación se centra en los cambios ocurridos en la formación familiar en las últimas décadas, incluyendo la postergación del matrimonio, la preferencia por las uniones libres, y los cambios en el calendario de la fecundidad y contexto en el que ocurren los nacimientos en la Argentina actual.

  • Cuatro fuerzas que influyen en el engaño y en el juicio moral: el ingenio, el género, la muerte y la desigualdad
    Roxana Kreimer

    Se analizan cuatro fuerzas que influyen en el engaño y en el juicio moral sobre la conducta deshonesta. La primera variable analizada es el grado de ingenio que conlleva la conducta engañosa. En nuestros estudios experimentales encontramos evidencia de que las personas son menos severas en sus juicios morales cuando el engaño es ingenioso, en comparación con un engaño similar menos ocurrente. En la Argentina, el engaño ingenioso es valorado como un rasgo de la identidad cultural, tal como sugiere el concepto de "viveza criolla" (caracterizado a menudo como el arte de ser inteligente a expensas de otro). La conciencia de este "sesgo del ingenio" podría ayudarnos a criticar esta disposición valorativa, reduciendo sus efectos indeseables. La segunda variable analizada es el género de la persona que juzga el engaño. En varias de nuestras investigaciones, el "sesgo del ingenio" afectó los juicios morales de personas de ambos géneros, aunque las mujeres fueron más severas que los hombres en sus juicios morales en general, sin que esto correlacionara con una mayor honestidad. La tercera variable analizada refiere a otro aspecto de las personas que engañan: si están vivas o muertas en el momento en que se juzga su comportamiento. Nuestros estudios sugieren que la muerte mejora la imagen de las figuras públicas, incluidas las que han tenido un comportamiento deshonesto. La cuarta variable analizada es la desigualdad social. La democracia plantea en teoría las mismas oportunidades para todos, pero en la práctica sólo algunas personas puede lograr sus objetivos. Varios estudios muestran que cuando la desigualdad económica entre los distintos grupos sociales se incrementa, el vínculo social (el sentimiento de pertenencia a una misma comunidad) se rompe, lo que incrementa la probabilidad de un comportamiento deshonesto.

[Ir arriba]

Charlas contribución

  • Nuevas bases biológicas de la moralidad: otra herida al antropocentrismo
    Abergo, Marta

    ¿Es la moralidad algo exclusivamente humano? ¿Es resultado de su evolución cultural o de su adaptación biológica a través de la selección natural, que habría reforzado así la convivencia social y la cooperación?
    Los avances en las ciencias biológicas colocan nuevas bases para la consideración de estos y otros interrogantes, tradicionalmente del dominio de la filosofía. Esta presentación procura llamar la atención sobre algunas de las últimas investigaciones en el comportamiento social de los animales y señalar algunas consecuencias que esas investigaciones plantean a la reflexión filosófica en el terreno de la moral y la ética.
    Las investigaciones sobre empatía (afectiva y cognitiva), reciprocidad, cooperación y altruismo en los animales, especialmente en los primates, arrojan luz no sólo sobre la génesis de la moral humana (acaso una proto-moral prelingüística), sino sobre las condiciones de su devenir. Se ejemplifica con estudios de Frans de Waal y otros sobre 1) empatía y cooperación entre chimpancés; 2) empatía y reacción frente a la inequidad en chimpancés; 3) altruismo en chimpancés y ratas.
    Algunas de las cuestiones filosóficas que resulta ineludible reconsiderar a la luz de esos estudios son: 1) el carácter social real (ni mítico, ni ficcional, ni especulativo) de los seres humanos; 2) carácter moral atribuido a la naturaleza humana y teoría del contrato social como imposición cultural; 3) oposiciones antinómicas entre cultura e instintos, razón y emoción, cuerpo y mente, individuo y sociedad; 4) continuidad evolutiva de la naturaleza; 5) relación entre los sentidos descriptivo y normativo de la moralidad.
    ¿Habrá llegado el tiempo en que “la ética sea removida de las manos de la filosofía y pase temporariamente a manos de la biología”, como ha planteado la sociobiología (Wilson), ó convendrá desarrollar más profundamente las intersecciones disciplinarias en camino hacia una unidad del saber y una mejor convivencia?

  • Pseudociencias. El desafío pendiente.
    Borgo, Alejandro

    Las falsas ciencias han ocupado el vacío provocado por la indiferencia de los científicos o por la falta de respuestas de la ciencia en determinados campos. Ello ha ocurrido -por ejemplo- con el psicoanálisis, cuyos mentores supieron aprovechar el momentáneo atascamiento de la investigación de las causas de las enfermedades mentales funcionales y durante décadas esta pseudoterapia invadió la comunidad psicológica y psiquiátrica de varios países.
    Desafío 1: hoy florece la pseudociencia en las universidades, en institutos, en congresos y en las escuelas, por nombrar solo algunos lugares donde se imparte educación.
    Desafío 2: También, más allá de la astrología, la medicina alternativa, la parapsicología y otras falsas ciencias, los pensadores críticos y científicos deben dedicarse a refutar la pseudociencia en política y economía, porque las decisiones que se toman en ambos campos afectan a millones de personas.
    ¿Qué haremos al respecto?

  • Reflexiones Filosóficas sobre la Prospectiva en Ciencia y Tecnología
    Bosch, Marcelo

    La Prospectiva se ha constituido en una disciplina intelectual, un instrumento de política institucional en CyT, una industria de servicios e incluso una estrategia de marketing corporativo. Su incorporación formal a los procesos de planificación es creciente por lo que su análisis y crítica filosófica es imprescindible.
    Las diferentes ramas de la filosofía científica (ontología, epistemología, semántica, ética) pueden aportar elementos para tal debate, y el enfoque sistémico que nos legara Mario Bunge es el marco ideal para integrar, tanto los errores como los aciertos de los fundamentos y métodos de la prospectiva. Puede ayudar a la identificación de los objetos de estudio y a detectar filosofías subyacentes, contribuir a clarificar conceptos lo que a su turno permite identificar incoherencias metodológicas, enmarcar a la prospectiva como actividad cognitiva y a entender sus alcances, límites y objetivos y orientar acerca de la “bondad” de las metas sociales perseguidas. La filosofía de la ciencia y la tecnología, además ayuda a distinguir entre ambas actividades, tan frecuentemente fundidas y subsumidas bajo el paraguas de la innovación, confusión básica que arrastra a todas las actividades relacionadas a ellas. De tal manera que la prospectiva científico-tecnológica confunde ambas dimensiones y lo que es más complicado aún se la combina con la prospectiva socio-económica. La prospectiva profesional, sufre de algunas “enfermedades” como el datismo (énfasis en la recolección de datos), el metodologismo (proliferación de métodos), el probabilismo (el mal uso de las probabilidades) y la opinología experta, como garantía de certeza. La profesionalización de los estudios de futuro refuerza la sensación de que la construcción de una visión de futuro, así como la construcción de un modelo social mejorado y la planificación de una estrategia para conseguirlo, son tareas sólo para los profesionales del área. Esta reflexión es también una invitación al debate.

  • Filosofía científica en la integración neurociencia - psicología
    Cabrera Spaini, Lucas

    La hipótesis programática del monismo psiconeural plantea que la mente son procesos cerebrales emergentes. Esta reducción ontológica mente-cerebro no implica la reducción epistemológica de la psicología a la neurobiología, dada la inmensa complejidad de los procesos cerebrales de los cuales emergen los fenómenos mentales. Los conceptos psicológicos son computacionalmente irreducibles a explicaciones en términos meramente neurobiológicos. Lo que sí demanda esta ontología es una integración disciplinaria.


  • Pese a que con los métodos actuales en neurociencias, los psicólogos pueden integrar sus hallazgos con los de las neurociencias, sigue existiendo cierta resistencia a esta integración, sobretodo en el ambiente de la psicología y la filosofía.
    Los conceptos de motivación son de particular importancia para la comprensión del comportamiento humano. Estos conceptos ayudan a comprender qué sistemas cerebrales, en este caso en particular estructuras límbicas, se han desarrollado principalmente para mediar procesos los psicológicos que orientan el comportamiento.
    Uno de los hallazgos más importantes en la neurobiología del placer y la motivación es el de Berridge y Robinson sobre la estructura del sistema motivacional. La motivación puede verse como integrada por dos sistemas diferenciados, si bien en constante interacción, un sistema responsable de los "deseos" (“wanting”) y otro del "placer” (“liking”).
    El "deseo" (“wanting”) es la búsqueda motivada de estímulos y se manifiesta de forma diferente a la experiencia subjetiva de “placer” (“liking”), siendo directamente motivacional.
    Estos dos sistemas actúan normalmente en sincronía, pero pueden disociarse en casos especiales. En las circunstancias más excepcionales, como en las adicciones graves, se ven casos de un intenso deseo y la búsqueda de un estímulo que no genera ningún placer.
    Estos hallazgos en la neurobiología de la motivación se usan para mostrar cómo debería de proceder una posible integración satisfactoria entre las disciplinas psiconeurobiológicas, haciendo uso de conceptos y teorías de la filosofía científica.
  • Sobre la consistencia de la interpretación de Everett de la Mecánica Cuántica
    Combi, Luciano; Romero, Gustavo E.

    De las muchas interpretaciones de la teoría cuántica, pocas han sido tan divulgadas como la de Everett. Esta formulación se supone realista y libre de los problemas que aquejan a la interpretación de Copenhagen. Postula, sin embargo, una inflación ontológica a partir de un axioma de ramificación que atribuye existencia independiente a todas las posibles evoluciones dinámicas del sistema. En el presente trabajo, mostramos que el axioma en cuestión entra en contradicción con las simetrías fundamentales del espacio-tiempo supuestas por la propia teoría. Concluimos que la interpretación de Everett, al menos en sus expresiones usuales, es inconsistente con el formalismo de la Mecánica Cuántica.

  • Sobre la relevancia de la tesis de Turing
    D'Andrea, Aldana

    El Entscheidungsproblem de Hilbert, el problema fundamental de la lógica matemática, fue resuelto entre 1935 y 1936. Ya sea que abordemos el problema desde funciones recursivas, ʎ-cálculo o máquinas de Turing, la respuesta lógica matemática es la misma: no existe tal cálculo efectivo para dar respuesta a la validez, satisfabilidad, o deductibilidad de una fórmula en LPO. La primer respuesta al problema lógico matemático vino por parte de Church, quien debió aportar una tesis respecto de qué es un cálculo efectivo. La tesis de Church, aunque resultó ser correcta, parecía no ser lo suficientemente convincente. Turing aportó una segunda tesis, y esta sí fue considerada lo satisfactoria como para abordar concluyentemente el problema del cálculo efectivo. Así Gödel refirió a la definición de Turing como la más satisfactorio y Church apuntó que la identificación de la computabilidad de Turing con la noción de efectividad es inmediatamente evidente. La pregunta es por qué se dio este acuerdo.
    Según nuestra lectura, el Entscheidungsproblem planteó al menos tres núcleos problemáticos: el problema estrictamente lógico-matemático de la decidibilidad, el problema conceptual y epistemológico de la identificación de una noción intuitiva (la de cálculo efectivo) con una noción formal y la cuestión filosófica acerca de la mecanización de los procesos cognitivos en matemática. Nuestra respuesta se enmarca en esta misma lectura. Si bien las propuestas de Church y Gödel concluyen con una respuesta satisfactoria al problema lógico matemático, el problema conceptual no es abordado en toda su amplitud, la noción de cálculo efectivo queda limitada a los formalismos presentados y la cuestión filosófica no parece haber sido mayormente aclarada. La aproximación de Turing se distingue, porque permitió dar una respuesta tanto al problema lógico matemático, como al problema conceptual y epistemológico, al mismo tiempo que permitió un planteo más preciso acerca de la cuestión filosófica.

  • Tres utopías feministas a la luz de la evidencia científica
    Elgarte, Julieta M.


    Hay un acuerdo sustancial entre las teóricas feministas respecto de que la división sexual del trabajo (que asigna a las mujeres el trabajo de cuidado no remunerado ni socialmente valorado, reservando a los varones el trabajo remunerado y socialmente valorado) es una fuente importante (si no la fuente) de las principales injusticias padecidas por las mujeres por el hecho de ser mujeres. Aunque, con la masiva entrada de las mujeres al mercado laboral, esta división ha perdido peso en su forma pura, sigue existiendo bajo la forma de la doble jornada de las mujeres.
    Pese a este diagnóstico compartido, teóricas y activistas feministas discrepan sobre cuál sea el mejor modo de evitar las consecuencias negativas de la división sexual del trabajo. Tres visiones alternativas de un futuro deseable (tres utopías feministas) están en debate. Mientras algunas aspiran a la universalización del rol de proveedor y una máxima delegación del cuidado en instituciones, una segunda visión propone mantener la división, evitando sus consecuencias negativas a través de una remuneración para cuidadoras. La tercera visión recomienda que varones y mujeres compartan ambos tipos de trabajo.
    En este trabajo presentaré evidencia proveniente de ciencias como la epidemiología, la psicología evolutiva o la neurociencia social a favor de la distribución del trabajo defendida por la tercera visión. Estas evidencias sugieren que los humanos necesitamos desarrollar relaciones sociales estrechas que implican dar y recibir cuidado, una necesidad cuya satisfacción/insatisfacción afecta nuestro bienestar y nuestra salud. También sugieren que los seres humanos tenemos una necesidad de explorar el mundo, desarrollar nuestras capacidades y aplicarlas a la realización de trabajo desafiante, y hablan, por tanto, en contra de arreglos sociales que privan de la oportunidad de hacerlo a uno de los sexos, o que privan a ambos de la oportunidad de comprometerse en las formas más personales del cuidado.

  • Teoría causal de la referencia: el problema de las especies biológicas
    Estrada Pérez, Luis

    El presente trabajo tiene por objeto evaluar la aplicabilidad de la Teoría causal de la referencia en el campo de la biología. Constará de tres partes. La primera parte de nuestra investigación es de carácter introductorio. Presentamos los planteamientos de la Teoría causal de la referencia de Kripke y Putnam, según la cual referencia de las clases naturales no viene determinada por un conjunto de descripciones (como lo plantea la teoría descriptivista de Frege y Russell), sino por un “bautismo inicial” mediante un designador rígido que determina su extensión en todas las situaciones posibles.Por ejemplo, H2O es el designador rígido de agua en todas las situaciones posibles: no es dable que algo sea agua y no tenga la estructura molecular H2O. Ello compromete a la teoría causal con enfoques metafísicos y esencialistas. La segunda parte trabaja el problema de la aplicabilidad de la teoría causal de la referencia en biología. Desarrollamos la relación entre esencialismo (Ereshefsky, De Queiroz, Laporte) y antiesencialismo (Dupré, Sober, Mayr) en biología, la diferencia entre esencialismo de individuos (Hull) y esencialismo de géneros (Kripke, Putnam) y los diversos conceptos de especie trabajados en biología (fenéticos, ecológicos, reproductivos y filogenéticos). Del último punto, se infiere que en biología no se trabaja con una propiedad intrínseca,como la postulada por Kripke y Putnam, (v.g. H2O en el caso de agua) para referir a una especie, sino, por el contrario, con una propiedad relacional. Finalmente, a partir de lo anterior, diferenciamos, siguiendo a Okasha, entre un rol semántico y otro causal– explicativo dentro de la teoría causal. Según Okasha en Química correspondería ambas funciones mientras que en biología se debería trabajar con la función semántica. Nuestra conclusión es que debemos adoptar el primero, no sólo en el caso de biología, sino también, de forma general en las clases naturales para evitar dificultades semánticas y epistemológicas.

  • Falsación de normas en ingeniería eléctrica
    Femenia, Paul Eduardo; Martínez Hernández, Moisés Rolando; Colomé, Delia Graciela

    En su experiencia cotidiana los ingenieros-investigadores del instituto de Energía Eléctrica con doble dependencia UNSJ-CONICET aplican conceptos usuales en epistemología a pesar de solo conocer someramente su conceptualización teórica.
    Uno de estos conceptos es el de “falsabilidad”, y aunque solo emplean el de “verificación”, en gran parte de sus investigaciones para seleccionar datos, modelos y algoritmos a partir de un conjunto mayor emplean algún tipo de herramienta cuyo objetivo es determinar primero los elementos válidos a emplear en la investigación, y, posteriormente hasta qué punto continuar en el camino trazado o no. Se puede decir que sus investigaciones incluyen un criterio de falsabilidad propio de la ingeniería, aunque relacionado con las conceptualizaciones que la epistemología emplea para la ciencia.
    Unos de los elementos más importantes en ingeniería son las normativas respecto a productos tecnológicos que establecen requerimientos de desempeño para los mismos. La importancia de estas normas no es solo técnica, sino también económica ya que en caso de alguna deficiencia en esta implicaría que el producto aprobado también es deficiente causando un grave perjuicio económico.
    La vigencia de una norma depende tanto del avance tecnológico como de deficiencias no contempladas o detectadas en el momento de normar respecto de un producto o procedimiento. Ahora bien, en el caso de la Ingeniería Eléctrica, las normas están dictadas por el IEEE (Institute of Electrical and Electronics Egineers) un organismo de gran prestigio, por lo que ante la detección de deficiencias en normativas dictadas por este se debe justificar fuertemente las razones por las cuales se manifiesta dicha deficiencia en la norma, es decir se debe “falsar” con varios casos para demostrar que no se tratan de raras excepciones.
    Veremos el caso específico de la norma IEEE C37.118 y el proceso de falsación por la cual se detectaron y demostraron las deficiencias de la misma.

  • Análisis de los supuestos epistemológicos y ontológicos presentes en tres investigaciones ecológicas realizadas en la laguna costera de Mar Chiquita sobre el poliqueto invasor Ficopomatus enigmaticus
    García Curilaf, Carolina; Denegri, Guillermo M.

    El propósito de este trabajo es mostrar los supuestos epistemológicos y ontológicos presentes en la investigación ecológica actual y que se encuentran en muchos casos de manera implícita. Se analizará epistemológica y ontológicamente tres trabajos de investigación en ecología realizados en la laguna costera de Mar Chiquita, Argentina, sobre una especie invasora, el poliqueto formador de arrecifes Ficopomatus enigmaticus.
    En la primera investigación (Obenat 2001), se puede detectar la utilización de la epistemología empirista en la investigación ecológica, debido al análisis puramente descriptivo de patrones que se realiza, focalizándose en las características de los individuos o de la población del poliqueto. Este enfoque es propio de una posición ontológica individualista, que considera que la ecología debe tener sólo por objeto de estudio a los individuos y a las poblaciones.
    En la segunda investigación (Schwindt 2001), se puede observar la utilización de la epistemología racionalista en la investigación ecológica, debido al uso de términos teóricos, los cuales no se someten a pruebas empíricas. De esta forman terminan cayendo en la construcción de teorías contrafáctica con poco o nulo contenido empírico. Por otra parte, en esta investigación ecológica se evidencia la ontología holista, ya que el poliqueto F. enigmaticus sólo debe ser estudiado teniendo en cuanta el impacto que provoca a nivel de comunidad y de ecosistema.
    En la tercera investigación (Bruschetti et al. 2008), se puede observar la utilización de la epistemología racioempirista, debido a que se busca explicar los procesos ecológicos mediante la realización de un experimento. Pudiendo manipular las variables intervinientes y de esta manera develar su funcionamiento y el rol que cumplen dentro del sistema estudiado. Además, se puede detectar el enfoque ontológico sistémico de Mario Bunge, ya que se analiza las partes componentes del ecosistema, teniendo en cuenta las propiedades emergentes.

  • Indicadores y problemas inversos en arqueologia: una contribucion a la filosofia cientifica
    Gurruchaga, Andone

    La arqueología es la única ciencia social que trabaja sin contacto directo con su objeto de estudio, esta condición hace que el estudio del pasado humano implique una serie de interesantes problemas gnoseológicos. Esta charla abordará dos problemas con los que se enfrentan los arqueólogos para construir conocimiento sobre el pasado, esto en orden de clarificar y dilucidar algunos problemas nodales de la ciencia arqueológica. El primero son los problemas inversos, la arqueología trata con problemas inversos como conjeturar desde los restos materiales de la actividad humana los modos de vida de los pueblos pasados, un problema inverso de gran dificultad. Esto se dilucidara examinando las dificultades teóricas de la retrodicción en arqueología para lo que se utilizara el concepto de problema inverso de Bunge y su concepto de retrodicción científica a modo de caracterizar las soluciones que la arqueología ha dado a este problema. El segundo problema, que está relacionado con el primero son los indicadores en arqueología. Los indicadores constituyen un componente fundamental de todo estudio arqueológico y son propios de la disciplina desde sus inicios como ciencia. A pesar de su ineludible relevancia, los indicadores nunca han sido abordados explícitamente por los arqueólogos ni por filósofos de la arqueología para examinar su status epistemológico, de modo que en arqueología no se problematizan los indicadores y estos se utilizan de manera implícita, acrítica y convencional. Se presentará una problematización de los indicadores en arqueología a partir de una caracterización histórica de su utilización en la disciplina y evaluación desde el concepto de indicador de Bunge. Por último se tratarán los problemas de justificación que implican los indicadores en arqueología y los problemas que enfrenta la arqueología en orden de constituirse en una ciencia madura.

  • Analiticidad y aprioridad de los enunciados de la lógica
    Llamoja Hilares, Giuliana Flor de María

    Las nociones sobre analiticidad y su vinculación con carácter de necesidad a la noción de a prioridad se ha constituido en un tema de discusión al momento de asignarle un estatus epistemológico a los enunciados de la lógica. W.O. Quine luego de Dos Dogmas del Empirismo nos deja con una lógica no analítica y no a priori, llegando a postular hasta cinco nociones de analiticidad, y considera que la diferencia entre enunciados analíticos y sintéticos no es esencial sino que se trata de una diferencia de grados, donde los segundos están más próximos a la experiencia que los primeros. Las discusiones, sin embargo, continúan y En defensa de un dogma, Grice y Strawson buscarán desacreditar la tesis propuesta por Quine, al afirmar que el escepticismo de este acerca de los sinónimos conduce a un escepticismo sobre el significado. El objetivo reside en determinar el sentido y la referencia de una palabra, así como el valor de verdad de un enunciado. Para Saul Kripke -de acuerdo a su semántica realista- un enunciado a priori será una categoría epistemológica, la necesidad será una categoría metafísica y la analiticidad, una categoría lógica, tomando así distancia de la postura de Quine que sostenía la equivalencia de dichas nociones. Todas estas consideraciones serán utilizadas para determinar el carácter epistemológico de los enunciados de la lógica. La presente ponencia tiene como objetivo presentar las controversias teóricas surgidas en torno a la noción de analiticidad y la posibilidad de la existencia de conocimientos a priori.

  • Sobre la relación disfuncional entre física y filosofía
    Lomoc, Fernando

    Se explora la relación que existe y ha existido entre física y filosofía, analizando cómo los puntos de encuentro y de desencuentro han impactado en la construcción del conocimiento en ambas disciplinas.
    Se analiza cómo cambió la postura de grandes científicos respecto de la relevancia de la filosofía para la física hacia una valoración negativa, y cómo esto llevó a la adopción irreflexiva de posturas filosóficas implícitas que han contribuido a establecer confusiones en la interpretación de las teorías científicas modernas.
    Finalmente se argumenta que la actitud actual de menosprecio hacia la filosofía por parte de la comunidad científica va en detrimento del desarrollo de la ciencia, y que puede estar detrás de la crisis de la física de los últimos años en el intento de avanzar hacia teorías más fundamentales.

  • Sobre confusiones de interpretación en Mecánica Cuántica elemental
    Lopez Armengol, Federico G.; Romero, Gustavo E.

    La Mecánica Cuántica es una teoría de física fundamental que representa eventos a escalas atómicas. Fue construida entre los años 1920 y 1940. El acuerdo entre las predicciones observables de su formalismo matemático y los resultados experimentales es notable. Sin embargo, las interpretaciones físicas de sus constructos originaron controversias sin precedentes en la historia de la Física. Las imprecisiones ontológicas, semánticas y epistémicas de las distintas interpretaciones, sumadas a la crisis actual de la filosofía en ámbitos científicos, han ocasionado que se repitan ortodoxamente graves malentendidos. En esta charla, identificaremos, criticaremos y aclararemos filosóficamente algunas de estas confusiones, con énfasis en las más elementales y difundidas.

  • La astucia de Galileo Galilei
    Merlano Moso, Gladys

    Me propongo revisar los aspectos socio-políticos, históricos y científicos de la obra de Galileo Galilei con la finalidad de mostrar las pautas que lo sitúan como el primer científico de la modernidad y el responsable de algunas de las bases de la mecánica newtoniana. Para ello primero contextualizaremos históricamente los experimentos y descubrimientos que le permitieron respaldar la hipótesis del heliocentrismo y después analizaremos las razones que desencadenaron el conflicto con la inquisición, que terminó con la retractación de lo manifestado en sus libros.

  • ¿Revolución en biología evolutiva?: No, sólo especiación
    Medel, Rodrigo

    Se ha señalado que el paradigma Darwiniano de evolución podría ser reemplazado por un paradigma Neo-Lamarckiano que reconsidera el papel del ambiente y selección natural en la generación del cambio evolutivo. Recientes hallazgos en EvoDevo y epigenética constituirían anomalías que ejemplificarían la crisis del paradigma Darwiniano. Desde una perspectiva metacientífica, es posible identificar tres visiones del proceso. 1) Una versión débil, que concibe la nueva evidencia como un rebalse de información y que propone una re-articulación del paradigma Darwiniano sin reemplazo de paradigma. 2) Una versión moderada, que concibe la nueva evidencia como una condición suficiente para expandir la teoría hacia territorios no cubiertos inicialmente, aunque sin necesidad de reemplazo de paradigma. 3) Una versión fuerte, que concibe la nueva evidencia como radicalmente inconsistente con la teoría Darwiniana, y que antecedería a una revolución Kuhniana con inconmensurabilidad, reemplazo holista de paradigma y aborto de áreas completas de investigación. Se examinará la pertinencia de las tres versiones mediante el examen de la ontología evolutivamente relevante de ambos paradigmas. Ambos paradigmas determinan léxicos propios y construcción de teorías y generalizaciones disjuntas que no se ajustan a las interpretaciones débil y fuerte. Así, mas que una revolución, es posible interpretar el estado actual en biología evolutiva como uno de especiación, un modelo Kuhniano de cambio científico poco conocido, en que luego de una crisis de paradigma, emerge un nuevo campo de conocimiento especializado que no reemplaza el anterior sino que se separa de la tradición principal mediante la creación de un nuevo léxico. Esta nueva estructura léxica, proporcionaría un marco para nuevas experiencias compartidas de investigación, aumentando su diferenciación con la tradición principal y estableciendo nuevas generalizaciones simbólicas de acuerdo a los cánones socialmente aceptables del nuevo campo.

  • La filosofía científica de Mario Bunge aplicada a la parasitología
    Orensanz, Martín; Denegri, Guillermo

    Yannarella (2014) plantea una diferencia conceptual entre parasitismo y parasitosis. Sostiene que el parasitismo es un biosistema, que se caracteriza por la estabilidad dinámica asimétrica. La parasitosis, en cambio, es una enfermedad producida por parásitos y factores desestabilizantes. No siempre que haya parasitismo hay parasitosis; es posible que haya parasitismo sin que se produzca una enfermedad parasitaria. El análisis de Yannarella está fundamentado en la filosofía científica de Mario Bunge, puntualmente en base su ontología (Bunge, 1979). En este trabajo, nuestra intención es continuar el estudio de Yannarella (2014), realizando un análisis conceptual de su trabajo, en base a la semántica filosófica de Bunge (1974).
    Primero analizaremos el enfoque biosistémico del parasitismo desarrollado por Yannarella (2014). En segundo lugar, examinaremos las principales características de la semántica filosófica de Bunge (1974) y la utilizaremos para analizar los conceptos propuestos por Yanarrella. Por último, en base al trabajo de Margolis, Anderson & Holmes (1982) y de Bunge (1974), presentaremos los resultados del análisis anterior en base a un cuadro comparativo.

  • El análisis estructuralista de las teorías científicas y la relación interteórica de inconmensurabilidad
    Paolo Russo, Luciano

    En la presente charla propondré una caracterización de la teoría de la ciencia empírica en el marco de la concepción metateórica estructuralista, a partir de los análisis de Wolfgang Balzer (en la línea de Sneed y Moulines). Para ello, presentaré sucintamente los conceptos teóricos fundamentales del análisis: modelo, estructura, elementos teóricos y relaciones interteóricas, de manera que podamos entender cómo funciona esta concepción de la ciencia. Asimismo, pongo estos conceptos en relación con el de inconmensurabilidad teórica. Metodológicamente adopto el punto de vista del filósofo de la ciencia (empírica) y no el del científico (teórico o empírico). Las cuestiones presentadas son fruto de un programa de investigación teórica estructuralista de la ciencia que en buena medida hereda y modifica los planteos tradicionales de la epistemología.
    Para esta aproximación teórica general a la Teoría de la Ciencia tal como la expone el Estructuralismo, mi exposición será de carácter general y lo que diga no será aplicado a ejemplos concretos, sino de manera intuitiva, para evitar las complicaciones del análisis lógico del lenguaje en que se formulan las teorías empíricas según la visión modelo-teórica de las mismas. Nuestro trabajo pretende mostrar que la explicación o elucidación (die Erklärung, en el lenguaje de Balzer) de la Ciencia tal como es elaborada por la teoría de la ciencia de Balzer a través del análisis de las estructuras teóricas de ciencias empíricas (economía del trueque, mecánica clásica y relativista, psicoanálisis y otras) explica mejor la discusión metacientífica y da cuenta de los aspectos estructurales fundamentales de las teorías que analiza. Así, nos deja abierto el camino para analizar otros ejemplos (como las teorías ptolemaica y copernicana) y las relaciones interteóricas de inconmensurabilidad y comparabilidad empírica.

  • ¿Existió el Big Bang?
    Perez Bergliaffa, Santiago Esteban; Romero, Gustavo E.

    El modelo estándar de la cosmología actual es geodésicamente incompleto. Esa característica es interpretada a menudo como implicando la existencia de un "estado" o "evento singular", el Big Bang, a partir del cual el universo se habría generado. En esta contribución mostramos que los teoremas sobre la ocurrencia de singularidades no implican una originación del universo, sino que manifiestan la imposibilidad del modelo estándar de describir en forma completa la evolución cósmica. Discutimos algunas alternativas no singulares a este modelo y, brevemente, analizamos la continuidad del tiempo más allá de la región de incompletitud. Concluimos que no existe, ni puede existir, la entidad o evento usualmente denominado "Big Bang". Su estatus ontológico es el de una ficción.

  • The de Broglie-Bohm quantum theory
    Pinto-Neto, Nelson

    I will describe the main features of the de Broglie-Bohm quantum theory and how its application to quantum cosmology can, in one direction, furnish a better understanding of the standard cosmological model, and, in the other direction, provide a meaning for the wave function of the Universe.

  • Clasificación de las pseudociencias a partir de su grado de peligrosidad
    Quintana, Eduardo

    Desde que Tales de Mileto dio inicio a la filosofía, con el desprendimiento del mundo mitológico, para explicar la realidad de manera racional, las corrientes pseudocientíficas se vieron acorraladas. Empero, se pudieron colar en las distintas eras de la historia y permanecer hasta nuestros días.
    Son como virus culturales que atentan no solo contra la búsqueda de la verdad o aproximación a la realidad, sino que pueden mostrarse como estafas económicas y hasta representar riesgos para la salud de los que acuden a sus prácticas. Actualmente, sólo existen clasificaciones en cuanto al área científica afectada, por lo que se propone ahora la clasificación a partir del grado de peligrosidad de la que son parte.
    Por ello, el objetivo principal de este trabajo es establecer algunos elementos o variables que determinen algunos grados de peligrosidad. La investigación muestra que si bien todas las pseudociencias representan un peligro académico o científico, salvo las de grado 0 (como la alquimia), una gran parte de ellas traen problemas económicos y médicos (homeopatía, curanderismo, psicoanálisis freudiano, etc.), por lo que habría que analizarlos cuidadosamente, sin descartar que incluso, puedan ser protociencias.

  • Sobre la utilidad científica de los espacios de estado, y sus implicaciones ontológicas
    Romero, Carlos

    1. Como los espacios de estado (EE) no son nominalistamente eliminables sin pérdida de poder explicativo, deberíamos reconocer que los EE están representando posibilidades reales. Así, debemos aceptar el realismo acerca de la modalidad.
    2. Muchas de estas posibilidades no ocurren. Así que tenemos las bases para un aspecto puramente modal de la realidad.
    3. Los EE nos muestran las profundas conexiones que existen entre la modalidad, las leyes y las cantidades básicas de un dominio. Esto abre interesantes debates sobre la prioridad—o no—entre leyes, posibilidad y propiedades.
    4. Hay una fuerte conexión entre ontología y la representación por EE. En muchos casos, las propiedades (usualmente geométricas) de los EE reflejan muy cercanamente (nos sirven como una guía bastante exacta) las propiedades de las posibilidades reales mismas. Una conjetura es que las posibilidades, que son reales aunque no actualizadas, tienen en sí mismas una estructura geométrica, aún cuando esta estructura—como ellas mismas—no esté actualizada.
    5. La modelación depende de una elección sobre qué variables contar como endógenas y cuáles como exógenas—una delimitación previa de un sistema frente a su ambiente. Pero esta decisión individuativa es relativa al modelo: lo que cuenta como el ambiente de un sistema puede contar como parte de un sistema más grande en otro modelo. Esto lleva a preguntarnos sobre la relatividad de la individuación, así como la emergencia de sistemas desde otros.
    6. J. Wilson argumenta que, cuando sucede una eliminación de los grados de libertad en el EE de una entidad, las restricciones hacen que su comportamiento pueda ser descrito de una manera funcionalmente independiente de ellos. Wilson argumenta que en estos casos tenemos emergencia sin reducción, pero de entidades aceptables en la ontología fisicalista o materialista. Así, la individuación y emergencia de entidades se puede entender con base en el espacio de estados de entidades de más bajo nivel.

  • Filosofía de las Hienas: Etología y sistemismo
    Sánchez Mújica, Silvio

    Nicolas Timbergen, zoólogo alemán, resuelto a responder las críticas que acompañaron la recepción de la etología en Inglaterra reformaba explícitamente los fundamentos de la ciencia de la conducta animal en su ensayo clásico "On aims and methods of ethology de 1973".
    Con un enfoque comprensivo en atención a cuatro niveles: el desarrollo de los sistemas neurales(ontogenia); su acción sobre la conducta(mecanismo) y su función ecológica e historia evolutiva, Timbergen completaría una esquema exhaustivo de la conducta molar que guiaría el trabajo de los etólogos modernos.
    A través de las aproximaciones que dan cuenta de la masculinización de las hienas moteadas(Crocuta Crocuta), explicaré las peculiaridades filosóficas del nuevo enfoque, en particular como refrendan al sistemismo filosófico y el nivel de cientificidad que este tipo de explicaciones han alcanzado.

  • La biologización de las ciencias sociales y sus consecuencias
    Senior Martínez, Jorge Enrique

    La biologización de las ciencias sociales es considerada por diversos autores, por ejemplo, Bunge en Las Ciencias Sociales en discusión, una perspectiva filosófica (1999) bajo el concepto de naturalismo social, o Hobsbawm, que en su autobiografía (Los años interesantes 2003) reconoce que el ADN ha revolucionado la historia. Pero estos autores se quedan cortos, pues en los últimos años, de manera cada vez más profunda y extendida, la biología se ha posicionado como referente imprescindible y básico de la teorización de la sociedad humana a partir del concepto –no esencialista- de Naturaleza Humana.
    En esta ponencia se analiza este proceso sustentándolo como una tendencia y se argumenta sobre sus consecuencias, defendiendo tres tesis: (1) la fecundidad secular del programa reduccionista, (2) el emborronamiento de las fronteras disciplinares al interior de las ciencias sociales reconfigurando su armazón estructural y (3) la articulación de tres subdeterminaciones como pilares para la construcción, heterogénea pero convergente, de una ciencia de la sociedad, así: (a) la dinámica biológica (naturaleza humana cambiante estudiada desde la biología evolutiva, biología molecular y neurociencias) y (b) la adaptación social al medio ambiente biogeográfico (que son los territorios donde solemos buscar las causas últimas, condiciones necesarias pero no suficientes para explicar el fenómeno social); y (c) los sistemas sociales como estructuras emergentes que modulan las causas últimas con causas proximales que producen variaciones y fluctuaciones.
    De esta tendencia surge un desafío. Los posmodernistas en su cuarto de hora proclamaron la muerte de los “metarrelatos”. Se equivocaron. Ahora el progreso de la ciencia da mejores posibilidades de entender la historia y la dinámica de la sociedad humana. Y de modo concomitante, para la filosofía y la educación es mayor la posibilidad de construir y difundir una cosmovisión científica, tarea inconclusa del proyecto ilustrado.

  • Familias de tecnologías socioeconómicas
    Scarano, Eduardo R.

    El objetivo de esta comunicación es examinar la tecnología como artefactos fundados científicamente de acuerdo a la posición de M. Bunge. Usualmente se muestra cómo la tecnología se basa en las ciencias substantivas y el método científico. Aquí enfatizaremos los rasgos propios que la tecnología agrega mostrando las diferentes clases de enunciados que la componen y que exceden la ciencia (conocimiento experto y común, legales y normativos, filosóficos, éticos y políticos, restricciones temporales y presupuestarias) ejemplificando con la política económica basada en el modelo de crecimiento económico de Harrod-Domar.
    Un objetivo subsidiario derivado de aquel es caracterizar familias de tecnologías, comunes a varios campos socioeconómicos y eventualmente generalizables a otros campos tecnológicos, que también muestran rasgos propios típicos de la tecnología que no se encuentran en la ciencia. Caracterizaremos entre otras familias las políticas públicas, la consultoría, la asistencia técnica, desde el punto de vista metodológico. Uno de los aspectos interesantes de estas distinciones es mostrar cómo en la práctica, en el campo económico al menos, fácilmente se pasa de la teoría a un uso tecnológico sin tomar en cuenta que se están utilizando criterios diferentes y conduciendo a confusiones epistemológicas sistemáticas.

  • Los infinitos en Spinoza y la teoría de conjuntos
    Sánchez G., Iván E.; Massri, César

    En este trabajo, se intentará encontrar una posible relación entre las definiciones expuestas en la parte primera de la “Ética” de Spinoza y cómo plantear o reescribir dichas definiciones en términos matemáticos-físicos, conociendo la influencia del desarrollo matemático de la época en el autor. Luego, se analizarán los resultados hallados, buscando una interpretación coherente de los mismos, que ayude a un mejor entendimiento del inicio de la obra y, en consecuencia, del autor. Se compararán una a una las definiciones con sus reescrituras en términos de la teoría de conjuntos. Más allá de las dificultades que se puedan presentar en el trabajo, se cree que estos aportes pueden ser útiles para visualizar algunos puntos oscuros que aparecen al estudiar la Ética por primera vez. Además, abordaremos el tema del infinito en Spinoza, intentando explicar las distinciones entre tales. Dada la complejidad de dicho tema, la diferenciación de infinitos, comenzaremos con una breve historia del mismo y el surgimiento de los mismos en matemática. Luego, para una mejor comprensión recurriremos a la teoría matemática de conjuntos. Con ella, mostraremos los diferentes tipos de infinitos existentes en matemática y buscaremos compararlos con los tres infinitos que distingue Spinoza en la carta XII a Meyer.

  • ¿Supone el cientificismo una contención para la filosofía científica?
    Pereyra Rabanal, Andrés

    Uno de los supuestos centrales de la filosofía científica es su apuesta por el cientificismo. Un sistema filosófico construido con la ayuda de herramientas formales, como las matemáticas y la lógica matemática, así como compatible con el grueso del conocimiento científico y tecnológico, es el propósito de los filósofos orientados por la ciencia. Sin embargo, la filosofía científica es referida a menudo como lógico (Carnap, Schlick) tal como lo concibiera Reichenbach, es decir, un programa de asimilación de la filosofía a las ciencias naturales. De igual manera, la “metafísica naturalista” (Ladyman, Churchland) sostiene que la ciencia debe seguir el modelo de las ciencias naturales en el cual las propiedades suprafísicas (tales como las biológicas, psicológicas, sociales o demás fenómenos emergentes) deben ser reducidas a elementos físicos expresando una relación de dependencia entre niveles (superveniencia) surgiendo así una confusión generalizada entre "positivismo", “reduccionismo” (en especial, “fisicalismo”) y "cientificismo". Aunque todos ellos adoptan una concepción científica del mundo, es necesario un enfoque distinto de la ontología, la semántica y la epistemología que caracteriza a la filosofía científica. Es por ello importante disipar a grandes rasgos el cientificisimo. Se exhibirán los conceptos erróneos asociados (positivismo, reduccionismo, materialismo, fisicalismo) y la tendenciosa relación entre ciencia e ideología subrayada por la denominada “teoría crítica” intentando responder en qué medida los hombres de ciencia deben ser cientificistas. Por último, se presentará la relación entre cientificismo y filosofía cientifica reconociendo los aportes de Bunge como principal defensor de una filosofía orientada por la ciencia por tratarse del primer filósofo con formación científica de Sudamérica. Se defenderá con ello el cientificismo como consigna de filósofos con instrucción científica y científicos con vocación filosófica.

  • La filosofía como estrategia evolutiva: hacia una metafilosofía naturalizada
    Pineda, Elkin F.

    La presente charla tienen como objetivo plantear algunas bases para abordar una metafilosofía naturalizada, partiendo de algunos elementos provistos por Olive (2013) sobre una perspectiva naturalizada de la razón. Se presentará, en consecuencia, algunas razones para sostener la hipótesis de que lo que entendemos por filosofía puede ser comprendido, en parte, como un conjunto de capacidades básicas de la razón que han surgido y desarrollado evolutivamente y fortalecido por el proceso de desenvolvimiento socio-cultural, como respuesta a necesidades asociadas al perfeccionamiento y desarrollo de otras capacidades mentales que, en conjunto, forman parte de la capacidad mental compleja que llamamos razón, y que persigue la empresa racional del hombre por comprender el mundo e intervenir en él. Para ello se propone:
    1) Plantear un contexto general sobre la idea de que la filosofía, la ciencia y la tecnología formarían parte de ese continuo complejo y gradual de la empresa racional del hombre por comprender el mundo e intervenir en él.
    2) Reconstruir algunos de los argumentos centrales planteados por Olive (2013) sobre la razón naturalizada en donde la razón es una capacidad compleja que se puede subdividir en capacidades básicas. También se busca en este punto profundizar en algunas pistas que Olive plantea al referenciar algunas de las 20 capacidades básicas de la razón que identifica y algunas de las labores de áreas tradicionales de la filosofía.
    3) Así, es posible considerar la existen de algunas de esas capacidades básicas de la razón que han surgido para solucionar problemas y permitir el perfeccionamiento de otras capacidades básicas. Podríamos asociar algunas de las primeras con funciones muy distintivas de la filosofía, tales como algunas de las relacionadas con la perspectiva de la filosofía como análisis conceptual (entre otras posturas).

  • Aporte de la filosofía de la química al sistema periódico de elementos
    Vergne, Carlos Rodolfo

    Desde que surgió en el siglo XX, la Filosofía de la Ciencia ha transitado de las discusiones de las ciencias en general, a la diversidad de los problemas de las ciencias particulares, como la Filosofía de Física, de la Biología, de la Matemática, de las Ciencias Sociales, etc. La Filosofía de la Química es un una nueva disciplina dentro de la Filosofía de la Ciencia que se ha consolidado en los últimos años. Entre los múltiples tópicos de reflexión, el Sistema Periódico es objeto de incesantes discusiones por sus consecuencias epistemológicas. El descubrimientos de nuevos elementos químicos y sus propiedades, han planteado la posibilidad de modificar las teorías químicas que sustentan la Tabla Periódica, y muestra que la formulación de las leyes químicas no es definitiva. El desarrollo de la Teoría Atómica y de la Física Cuántica ha hecho que la Física colonice la Química, subyace en el comportamiento de todos los elementos e impregna la estructura de la Tabla Periódica. A pesar de ello, el planteo de una autonomía ontológica y epistemológica de los fenómenos químicos, desafía la comprensión de la Tabla Periódica.

  • Irracionalidad motivada en ciencia: el caso del escolasticismo en Psicología
    Vorano, Agostina

    La coexistencia en el seno de la Psicología de una gran variedad de sistemas, con sus correspondientes problemas, teorías, metodologías, orientaciones axiológicas, y praxiologías, es una de las propiedades epistemológicas más salientes de esta disciplina. Uno de los conceptos a partir del que se ha reflexionado sobre este tópico es el de escolasticismo. La existencia de una pluralidad de sistemas discernibles entre sí no es la única condición sobre la que este fenómeno reposa; ésta debe necesariamente conjugarse con otra: la existencia de distintos grupos de científicos y/o profesionales que adhieran de modo acrítico y dogmático a uno de los sistemas. En este sentido, el escolasticismo se diferencia tanto de la unificación (que supone la anulación de la multiplicidad de sistemas) como del pluralismo (que supone la coexistencia de diversos sistemas en contacto mediante el diálogo racional y crítico). Algunas de las características distintivas del escolasticismo son la renuencia al diálogo crítico con quienes adhieren a sistemas disímiles al propio, la desestimación de la evidencia que se opone al sistema por el que se aboga, y la existencia de grupos cerrados constituidos sólo por aquellos que adhieren ortodoxamente a aquél. A estos rasgos se agregan, en ciertos casos, la sobrestimación de la exégesis de textos considerados sacros y la admiración sumisa de personajes destacados. Puede conjeturarse que estas propiedades resultarían del accionar de factores no sólo epistemológicos sino también emocionales y motivacionales, tales como el apego afectivo a cierta teoría y a sus representantes, o el interés por pertenecer a determinado grupo de investigadores y/o profesionales. Así, el escolasticismo involucraría procesos de irracionalidad motivada, ya que supondría la transgresión por parte de los psicólogos de diversas normas de racionalidad teórica y/o práctica debido a la influencia que sobre ellos ejercen variados motivos o emociones.

  • Hacia una ontología basada sobre campos
    Vucetich, Héctor

    La ontología de Mario A. Bunge toma como indefinible un conjunto de cosas básicas, a partir de las cuales se forman las demás por agregación. Estas cosas básicas se suponen "pequeñas". Sin embargo, tanto el Modelo Estándar de las Interacciones Fundamentales como la Relatividad General postulan la existencia de campos básicos cuyas excitaciones son las partículas elementales. Estos campos son objetos extensos (potencialmente infinitos) que no parecen prestarse a la construcción de Bunge. En este trabajo mostramos como pueden resolverse estas dificultades introduciendo la noción de cuasicosas y conectamos con ontologías de procesos.

[Ir arriba]

Pósters

  • Medicina basada en evidencias, un análisis filosófico desde la teoría de sistemas
    Alva Diaz, Carlos A.

    La relación entre la medicina y la filosofía es tan antigua como la historia de la humanidad. Esta relación a lo largo de esta historia ha sido tanto de colaboración, como de conflicto e interrupción. A lo largo de esta historia se han desarrollado diferentes enfoques de la medicina con una clara influencia del desarrollo filosófico de la época: la medicina espiritualista, la medicina naturalista o mecanicista y la medicina holista para hacer un breve resumen. Es posible entender cada uno de estos utilizando la teoría de sistemas y el concepto de enfoque (approach) desarrollado por Mario Bunge, Enfoque = < Andamiaje General, Problemática, Metódica, Metas >. Nuevos enfoques se vienen desarrollando en la medicina con una clara influencia del desarrollo científico y filosófico de la época. Es así como la llamada Medicina Basada en Evidencias (EBM, por sus siglas en ingles) se erige como una de las mayores corrientes de pensamiento médico de nuestra época, con escépticos, críticos y adherentes a tal corriente. Es posible que la MBE sea entendida desde las corrientes filosóficas del positivismo y el neopositivismo como afirman muchos de sus críticos y detractores. Sin embargo también es posible realizar un análisis desde la teoría de sistemas y el concepto filosófico de enfoque para conocer sus bases filosóficas, el conjunto de los problemas que aborda, la metodología que utiliza y hacia donde pretende llegar. También para conocer sus alcances y sus perspectivas como una corriente que se declara fuertemente cientificista y que reconoce a la investigación científica como motor de su desarrollo así como generar propuestas para superar críticamente aquellas limitaciones que sus críticos identifican.

  • Sobre el uso de constructos hipotéticos en Psicología
    Avellaneda, Matías; Sánchez, Federico

    El uso de constructos hipotéticos para generar modelos y teorías sobre la conducta es una actividad altamente difundida dentro de la Psicología. Es posible, de hecho, que a muchos les resulte difícil concebir cómo podría desarrollarse esta disciplina sin recurrir a ellos. Sin embargo, su uso indiscriminado puede acarrear ciertos inconvenientes que obstaculicen el avance hacia una comprensión de la conducta de los organismos más que guiar a la disciplina en dicha dirección. Entre estos inconvenientes pueden mencionarse que: desvía el foco de atención del medio en el que la conducta ocurre, el cual es, en última instancia, responsable de ella; los modelos y teorías que sustentan son, en general, altamente especulativos, siendo imposible tanto corroborar como refutar la existencia de tales constructos; puede llevar a razonamientos circulares, en tanto su existencia es inferida únicamente a partir del fenómeno que dicen explicar e imposible de ser abordada independientemente de esta. Teniendo en cuenta estos aspectos, se plantea la idea de que el uso de constructos hipotéticos dentro de la Psicología resulta más un obstáculo que una herramienta para avanzar hacia una comprensión de la conducta, y se propone como alternativa el conductismo radical, un enfoque filosófico naturalista de la Psicología que no utiliza estos constructos, sino que centra su atención en la interacción entre los organismos y su ambiente. Se propone también una puesta en común entre este enfoque y el monismo psiconeural emergentista, otra postura filosófica contemporánea respecto a las ciencias de la conducta que no niega la existencia de los constructos hipotéticos, sino que los postula como procesos neurofisiológicos.

  • ¿Quiénes hacen ciencia en el siglo XXI?
    Burdman, Luciana; Martinez Allo Verónica

    Durante el XVIII la ciencia se convirtió fundamentalmente en una actividad de la clase media, lo cual redundó en una mayor presión por su profesionalización, proceso que viene a manifestarse claramente en el siglo XIX. La profesionalización incrementó la eficiencia de la investigación científica, pues se respaldó con la sistematización de la formación, los canales de comunicación y mecanismos de control de la calidad. La mayoría de los científicos entonces, llevan adelante su investigación utilizando técnicas experimentales o aplicando teorías que aprendieron en la universidad, estando acostumbrados a utilizar sus habilidades y conocimientos de manera subliminal e inconsciente. Esta rigidez en la estructura de trabajo y razonamiento bloquea el juego libre de pensamiento y el movimiento libre de conciencia que son necesarios para que actúe la creatividad. En éste contexto los científicos hoy están muy restringidos y encontraremos una enorme proporción que se dedica a contrastar las hipótesis perfiladas por la institución, siempre alineados de manera inconsciente con las metodologías y los marcos teóricos aprendidos, casi como un científico-robot. ¿Estaría ese científico-robot haciendo ciencia? ¿Amplía el conocimiento que tiene la sociedad del mundo? Los científicos que operan igual que un robot, ¿pueden tener una “revolucionaria” idea científica? Como señala Kuhn, “la Revolución Científica es quizás la circunstancia en que el desarrollo de la ciencia exhibe su plena peculiaridad”. Entonces, si es en estos puntos en que la ciencia muestra su “peculiaridad”, aquí la ciencia será ciencia: en los cambios de paradigma. Sostenemos que los científicos generadores de nuevos conocimientos e ideas revolucionarias, son aquellos que se aventuran en el camino de cuestionar, indagar, desconfiar y reformular los fundamentos, metodologías y marcos teóricos que se le han transmitido cuando entraron a la academia a hacer y aprender cómo hacer ciencia.

  • Los criterios sociales de normalidad como fuente de la autoexclusión
    Femenia, Paul E.

    Cuando propuse a alumnos de una escuela marginales ir a una biblioteca pública del centro me preguntaron si a ellos los iban a dejar entrar.
    Los sistemas sociales poseen un grupo de valores centrales, generados por un grupo hegemónico, a partir de los cuales se mide la “normalidad” de los habitantes de dicho sistema social. Dichos criterios de normalidad se instalan de tal modo en la mente , que aquellos que creen no poseerlos se niegan a sí mismos oportunidades materialmente posibles. Se instalan así en la propia mente del excluido las barreras y vigilantes que le impiden acceder a estas oportunidades.
    Mediante una investigación que ya lleva ocho años en escuelas de sectores marginales para adultos, hemos podido ver que la exclusión y autoexclusión de estos sectores provienen paradójicamente de las políticas inclusivas y promocionadas a través de la educación escolar.
    La escuela argentina de la ley 1420 de 1884 tenía por objetivo crear al ciudadano argentino. Por ello establecía una serie de pautas patrióticas y de moral y buenas costumbres que el niño debía aprender, o mejor dicho absorber, tanto del currículum oculto como del oficial para ser un “digno miembro de la sociedad”, quien no lo hacía estaba afuera, era un marginal.
    Con el auge de los medios de comunicación esta educación pasa a las publicidades que con sus mensajes de “consuma, no se quede afuera” genera nuevas normas de “normalidad” y por ende de exclusión y autoexclusión.
    Este mismo vicio poseen las políticas de inclusión, por lo que creemos que debería intentarse hacerlo de otro modo.
    El modo que proponemos es el de que se eduque en el sentido de valorizar cada expresión cultural como un modo válido de vida e independizarlo de la posibilidad de goce de oportunidades materialmente posibles. Es decir atacar todo intento de definir un núcleo de valores normales que deben cumplirse para acceder a estas posibilidades.

  • Apuntes Preliminares para una Filosofía Científica de la Música
    Glaeser Santamaria, Michael J.

    1. La filosofía del arte y la estética están altamente influenciadas por diversas escuelas abiertamente irracionalistas y relativistas. Para intentar sacar de este estancamiento intelectual a la filosofía del arte, es necesario dar un enfoque interdisciplinario -integrando diversas herramientas conceptuales, formales, tecnológicas y empíricas- que tenga, por tanto, el rigor del cual las filosofías anticientíficas carecen.
    2. Para esto, hace falta un análisis previo de los aspectos terminológicos, semánticos, ontológicos, gnoseológicos, teleológicos y estéticos de diferentes aspectos del arte y su práctica. Este andamiaje conceptual es necesario para comenzar cualquier plan científico de investigación del tema.
    3. Es preciso notar que el arte es un fenómeno plural, por lo que resulta más efectivo encarar el estudio de cada una de sus expresiones por separado. Este trabajo se encarga exclusivamente de la música, e investiga su trasfondo filosófico.

  • El valor epistémico del concepto de derecho
    Llamoja Hilares, Giuliana Flor de María

    Las teorías analíticas en el ámbito del derecho se dividen en dos grandes grupos. El primero vinculado al análisis conceptual (H. L. Hart, R. Dworkin, y Finnis); y por otro lado, el segundo vinculado al análisis cientificista (J. Raz, Leiter, Coleman). Estas teorías han tenido como ámbito de investigación determinar qué es el derecho entendiendo que la actividad filosófica consiste principalmente en la elucidación conceptual tomando como punto de partida la vinculación entre el Derecho y la Moral para lo cual ha sido fundamental la distinción planteada posteriormente entre valores epistémicos y valores morales o prácticos. Al respecto, la cuestión del valor epistémico del concepto de derecho tendrá como antecedente más remoto La Teoría Pura del Derecho y se constituye en un punto controvertido en la obra que H. L. Hart desarrollará para lugar dar pase al debate Hart - Dworkin. Surge entonces el problema filosófico sobre si ¿Es posible elaborar un concepto del derecho que tome en consideración valores epistémicos? Y de ser así, ¿es factible determinar a la objetividad, en tanto valor epistémico, como un ideal epistémico en la construcción del concepto del derecho? La presente ponencia pretende explicar cómo es posible la construcción del concepto del derecho que suponga valores epistémicos, a partir de la confluencia entre una postura cientificista y la conceptual.

  • ¿Nos están faltando nuevas categorías que representen mejor los procesos fisiopatológicos de los nuevos grupos de enfermos? Presentación de una propuesta para su investigación
    Musso, Carlos G.; Herrera, Victor; Schpilberg, Monica; Figar, Silvana; Luna, Daniel; Gadano, Adrián; González Bernaldo de Quirós, Fernando

    El hombre realiza un abordaje de la realidad (continuum), segmentándola en una serie de palabras (categorías) que si bien son arbitrarias, están avaladas por su utilidad práctica y por el consenso (nominalismo). Otro tanto ocurre en el ámbito médico donde la descripción de enfermedades (categorías) intenta representar una serie de complejos procesos fisiopatológicos (continuum). La medicina del siglo XXI asiste a un fenómeno epidemiológico sin precedentes: el aumento en la sobrevida de determinados grupos poblacionales (ejemplo: individuos en diálisis crónica), los cuales gracias a los adelantos médico-tecnológicos, han conseguido elevar significativamente sus tasas de sobrevida. La asistencia médica de dichos grupos ha puesto de manifiesto que el tratamiento de determinadas enfermedades clásicas (ej: hipercolesterolemia) no se traduce en beneficio clínico (menor mortalidad) como sí sucede en la población general. Es evidente entonces que las enfermedades clásicas (categorías), no están representando adecuadamente a estos nuevos procesos fisiopatológicos. Surgió entonces la inquietud de delinear en dichos nuevos grupos las categorías (enfermedades) cuyo tratamiento sí pudiera traducirse en beneficios clínicos. A tal fin se decidió, tomar una serie de categorías clásicas (ejemplo: hipercolesterolemia) y evaluar si pudieran estar asociadas a eventos mayores (ejemplo: mortalidad general) pero a rangos de anormalidad distintos de los clásicos (categorías redefinidas), o bien evaluar si estos eventos se asocian a enfermedades no previamente descriptas (nuevas categorías). Es decir, la idea sería volver a segmentar lingüísticamente a estos nuevos procesos fisiopatológicos en representaciones (categorías) que sean de utilidad práctica. En cuanto a la fuente de información a analizar, ésta será la base de datos deidentificada (data warehouse) perteneciente a la historia clínica electrónica de nuestro Hospital, y el instrumento metodológico a emplear para dicho análisis será la aplicación de técnicas supervisadas de minería de datos particularmente árboles de clasificación.

  • La ilusion del libre albedrío
    Sánchez, Federico; Avellaneda, Matías

    “Porque quiero”, “porque tengo ganas” y “porque me gusta” son algunas de las respuestas que damos cuando alguien (incluidos nosotros mismos) nos interroga acerca del porqué de nuestras acciones. Esta idea de que los organismos tienen la capacidad para elegir y tomar decisiones es lo que tradicionalmente se ha denominado libre albedrío. Si bien es una creencia central dentro de numerosas doctrinas filosóficas y religiosas, el concepto del organismo como agente iniciador de la acción ha sido duramente criticado desde la postura denominada determinismo, la cual postula que cada estado actual de cosas está causalmente determinado por su estado inmediatamente anterior. En este sentido, el organismo no sería un iniciador de la acción exento de determinación, sino un locus de confluencia de variables diversas cuyo resultado es la conducta que finalmente tiene lugar. Una tercera postura, denominada compatibilismo, plantea que ambas posturas no son incompatibles. El conductismo radical, la filosofía en la que se sustenta el análisis experimental del comportamiento, toma una postura determinista, y propone que la conducta de un organismo en un momento dado es el resultado de la interacción compleja entre su herencia filogenética, su historia de aprendizaje, su estado fisiológico actual y el ambiente con el cual interactúa. La tesis planteada es que, si se conociesen todas estas variables, sería posible predecir la conducta de un organismo determinado en un momento dado. Aunque esto resulta imposible en la práctica, los avances en el análisis experimental del comportamiento permiten lograr un alto nivel de predicción en situaciones controladas, y un nivel moderado, aunque menor, en situaciones donde el experimentador carece de control, dando cierto soporte a la doctrina del determinismo en el campo de la conducta. Se propone debatir sobre las razones por las cuales desde este enfoque se considera que el libre albedrío no es más que una ilusión.

[Ir arriba]